rotura-ligamentos-cruzado

Introducción

El ligamento cruzado anterior, se encuentra en la rodilla, dentro de la cápsula articular. Es un ligamento que junto con el ligamento cruzado posterior da estabilidad a la articulación de la rodilla.

El ligamento cruzado anterior se dirige de dentro hacia afuera, lo que hace que al extender la rodilla, no se sobrepase el límite máximo de extensión, evitado que la tibia (hueso que junto con el fémur forma la articulación de la rodilla) se vaya hacia adelante.

Es un ligamento muy resistente, aunque en deportes de contacto (como pueden ser el fútbol, baloncesto…) se suele lesionar con frecuencia. El mecanismo lesional de este ligamento consiste en un movimiento forzado de valgo + flexión de rodilla + rotación de la pierna hacia afuera.

Sintomatología

Los síntomas que produce una lesión de este ligamento cruzado anterior, son:

  • Inflamación de la articulación de la rodilla
  • Dolor a la palpación
  • Impotencia para realizar las actividades (ya que la pierna se siente “suelta”)
    El tratamiento que requiere esta lesión puede ser quirúrgico o conservador (en donde se evita el quirófano). Todo depende de la gravedad de la lesión.

Tratamiento

En este caso hablaremos del tratamiento de fisioterapia luego de una intervención quirúrgica. Este toma entre 6 y 8 meses y consiste, por lo general, en la aplicación de las siguientes herramientas:

  • REPOSO: después la operación se suele esperar una semana antes de empezar cualquier tipo de rehabilitación, para que disminuya la inflamación, el ligamento empiece a consolidar y no tengamos una nueva recaída.
  • MASOTERAPIA: durante el tiempo de reposo los masajes favorecen el drenaje de los líquidos acumulados en la rodilla. Pasado el período de reposo lo ideal sería realizar un masaje para descargar la zona del cuádriceps, que es la zona que más queda afectada junto con los isquiotibiales, ya que son los músculos que nos permiten realizar las funciones de flexión y extensión de la rodilla (y en este momento no pueden realizar muchas funciones).
  • ELECTROESTIMULACIÓN: es conveniente sería aplicar corrientes eléctricas (existen aparatos llamados TENS que pueden realizar esta acción) durante 15 min aproximadamente, para ayudar a desinflamar la zona de la rodilla, además de aliviar el dolor que pueda tener nuestro paciente.
  • ELECTROESTIMULACIÓN: es conveniente sería aplicar corrientes eléctricas (existen aparatos llamados TENS que pueden realizar esta acción) durante 15 min aproximadamente, para ayudar a desinflamar la zona de la rodilla, además de aliviar el dolor que pueda tener nuestro paciente.
  • TERAPIA MANUAL PASIVA Y ACTIVA: el fisioterapeuta realizará diferentes movimientos con la rodilla. En un primer momento todas las movilizaciones son de manera pasiva (es decir, es el fisioterapeuta el que da el movimiento a la articulación, no la persona a tratar) para intentar devolver la movilidad normal de la rodilla antes de la lesión (más o menos 120º de flexión). Luego se avanza a movilizaciones activas, siempre controladas por el fisioterapeuta, en donde se le pide al paciente que doble y extienda la rodilla (sin resistencias y se progresa hacia las resistencias) para que de esta forma vaya recuperando el tono muscular y la fuerza que el paciente ha perdido tras la operación.
  • PROPIOCEPCIÓN: una vez que el paciente ha ganado la movilidad de la rodilla este debe realizar ejercicios de propiocepción o equilibrio, para activar los músculos y los mecanismos de la rodilla que evitan una futura lesión.
  • READAPTACIÓN: es la parte final del tratamiento, que consiste en que el paciente vuelva a realizar la actividad física que realizaba en su día a día, de una manera controlada.

Conclusiones

El ligamento cruzado anterior, se suele lesionar en deportes de contacto como fútbol o baloncesto entre otros.
La lesión del ligamento cruzado anterior requiere de un tiempo largo de rehabilitación, entre 6 y 8 meses.
Los síntomas son dolor a la palpación, inflamación de la articulación de la rodilla e impotencia funcional.
Hay dos tipos de tratamientos, uno quirúrgico y otro conservador. El tratamiento quirúrgico consiste en: reposo, masoterapia, electroestimulacion, terapia manual pasiva y activa, propiocepción y readaptación.

Artículo redactado por el colaborador de este blog: Fisioterapia-Online.com

masinfo_pedircita

SUSCRÍBETE
Categorydeporte, lesiones, salud

Para casos de emergencia        606 517 641