chasquear_dedos
Según el Colegio Profesional de Fisioterapeutas de la Comunidad de Madrid (Cpfcm), el Colegio de Fisioterapeutas de Cataluña, el Colegio Oficial de Fisioterapeutas del País Vasco, el Colegio Oficial de Fisioterapeutas de Navarra, y el Colegio Oficial de Fisioterapeutas de Galicia “Aunque a corto plazo podemos notar una cierta liberación, a largo plazo se nos genera un desgaste en la articulación y en el resto de estructuras que la rodean“, han advertido los fisioterapeutas.
Hacer crujir los dedos no es bueno porque, al hacerlo, movilizamos una articulación que ya tiene más movimiento del que debería tener y aumentamos su desequilibrio

¿Por qué crujen las articulaciones?

De acuerdo con la Universidad de Washington Orthopaedics and Sports Medicine, las articulaciones pueden hacer diferentes ruidos y algunos se deben a enfermedades graves y otros no lo son. Los ruidos secos (como el ruido que se escucha al hacer crujir los nudillos) se atribuyen a los gases que se desplazan y entran en el líquido de la articulación que lubrica la articulación. Normalmente, este ligero estallido viene de una articulación que se empuja o se tira de una determinada manera.
Para provocar el chasquido, se coloca la articulación en una posición determinada que hace que el espacio entre los huesos aumente y también el volumen de la cápsula sinovial. Se crea así una zona de baja presión que provoca que los gases salgan del líquido sinovial en forma de burbujas que estallan y son las que producen ese sonido de crujido tan característico.
Las articulaciones que tienen daños en la superficie de la articulación (cartílago) pueden tener grietas y formar un crujido articular. Estos ruidos se producen por lo general cada vez que se mueve la articulación y el ruido es debido a la rugosidad de la superficie de la articulación de la pérdida de cartílago articular.
Este tipo de ruidos articulares, también conocido como crepitación, es generalmente un signo de algún grado de degeneración precoz de la superficie articular, o incluso posiblemente artritis.
Sin embargo, si no hay síntomas asociados con este sonido (hinchazón, dolor o calor), entonces por lo general no hay nada de qué preocuparse, pero se debe tener un seguimiento. A medida que pasa el tiempo, el desgaste en la superficie de la articulación pueden empeorar y los síntomas de la artritis se pueden desarrollar.
Según MedicineNet.com, la misma sensación crujiente puede ocurrir en individuos con bursitis (La bursitis se produce por el uso excesivo de una articulación o a causa de una lesión directa como pasa frecuentemente en la rodilla o el codo) o tendinitis (inflamación de los tendones) y el ruido es debido al chasquido de tejidos irregulares, hinchados.
Un lugar común donde se produce esto es el hombro, donde la tendinitis del manguito rotador o bursitis circundantes pueden causar un crujido, especialmente cuando se utiliza el brazo sobre la cabeza.
Estas condiciones normalmente justifican una visita al fisioterapeuta o a su médico de atención primaria para que haga una exploración previa y descartar cualquier tipo de complicación.

SUSCRÍBETE
Categorylesiones, salud

Para casos de emergencia        606 517 641